la información que buscás.
viernes, 04 de diciembre 19ºC Buenos Aires
Max: 20ºC | Min: 17ºC
TENDENCIAS

Es con Todos [Diana Deglauy]

18 de octubre de 2020

Ante la falta de resultados concretos, es necesario tender puentes.

Diana Deglauy Periodista.

La pandemia exacerbó todos los conflictos por los que atraviesa la Argentina hace décadas. Este 2020 sigue marcando, día tras día, datos negativos para una sociedad con un aumento constante de la pobreza y una economía en picada. Sería injusto adjudicarle todos los males al actual gobierno en funciones, pero tampoco es excusa para no presentar una hoja de ruta con un necesario trabajo entre distintos sectores y un objetivo conjunto: sacar el país del pozo. ¿O no es lo que todos quieren?

Los datos demuestran que son fundamentales las políticas a largo plazo y con objetivos basados en un amplio consenso que incluya a todo el arco ideológico de la política, a los empresarios, a las organizaciones sociales y a toda la sociedad en su conjunto. Pero, ¿en cuánto tiempo se puede hacer? ¿Por donde arrancar? No lo se. Pero habría que empezar ya, y dejando de lado las declaraciones de turno que sólo desvían el foco de atención. Esta semana la discusión política de la oposición y el oficialismo giró (demasiado) en torno a los dichos del ex presidente Mauricio Macri, quien pocos logros puede exhibir. A mi entender: una pérdida de tiempo para una coalición gobernante que no logra hacer pie con medidas concretas y vuelve al discurso de la herencia recibida.

La brecha cambiaria esta semana superó el 100 porciento. El dólar blue y el contado con liquidación asombró con montos récords y la tensión subió de manera constante. ¿Cómo va a impactar esa suba cambiaria en los precios? El ministro de Economía, Martín Guzmán, insistió en que el dólar informal no afecta a la inflación por ser un mercado acotado. Lamento no coincidir con el economista formado en altos niveles. La realidad en la que estamos inmersos los ciudadanos de este país, nos demuestra otro panorama. Los mercados más chicos, las verdulerías del barrio y los dueños de pymes, ponen los precios siempre mirando la cotización del dólar blue. Entonces, ¿realmente podemos creer que no habrá inflación? El caso argentino no está en los manuales de la Universidad de Columbia. Está en la calle.

Alberto Fernández, sabe que le tocó bailar sin armonía. Intenta conformar a los propios y se dio cuenta que tiene que conquistar nuevamente a los ajenos. Volver a su rol de equilibrista lo llevó a participar del Coloquio de IDEA con un discurso que acerque posiciones con el sector empresarial del país. No logró convencerlos. Muchos de los participantes, se mostraron descreídos de las palabras del mandatario. Buscan hechos concretos para pensar en las inversiones. Un análisis de D´Alessio IROL sobre las expectativas de esos ejecutivos puso entre las necesidades primordiales a la estabilidad institucional, la revisión del marco impositivo y del marco laboral. Hasta el momento, no se conocen planes o posiciones concretas sobre estos ítems.

Las inversiones son necesarias para generar puestos de trabajo que ayuden a motorizar la economía real. De acuerdo a un informe de la consultora Ecolatina, la tasa de desempleo cerraría en torno al 13, 5% este año producto de la pandemia de coronavirus. Caemos nuevamente en preguntas sin respuestas hasta el momento. ¿Cómo reactivar la economía interna si los ciudadanos no perciben salarios a falta de empleos? ¿Cuánto éxito puede tener la apuesta nacional sobre las vacaciones de verano y la apertura al turismo si no se llega a fin de mes? ¿Cómo convencer a quienes tienen pesos excedentes que los gasten en el país y que no los inviertan en dólares informales para el colchón?

Insisto. El gobierno no puede solo. Administrar políticas públicas de crisis, y en medio de una pandemia, requiere de medidas concretas como respuestas extremas. Y para que tengan efecto, lograr una mayoría amplia de los espacios políticos y sociales. Principalmente por la polarización reinante en el país, y en miras a las elecciones de medio termino del año que viene. Los estudios reflejan las contradicciones y la división en dos de la opinión pública. Una encuesta de Analogías que da mas imagen positiva (57,6%) que negativa (40,7%) de Alberto Fernández, tiene proporciones divididas en cuanto a las medidas del gobierno para enfrentar la pandemia. Mientras un 47,2% esta de acuerdo, el 47,4% opinó lo contrario. A su vez, es alto el porcentaje que cree que el gobierno no actúa de forma suficiente en cuanto a la pobreza. De los consultados, el 53,2% respondió es que poco o nulo lo que se hace por los pobres.

Para revertir estos números, los analistas hablan de resultados. Para obtener resultados hace falta consenso. Y para los consensos hay que tender puentes. Porque solos no se puede. Es con Todos.

ÚLTIMAS NOTICIAS